El masaje infantil como terapia

¿Tiene algún beneficio el masaje infantil?

El masaje infantil como terapia

En un niño que recibe, habitualmente, masajes familiares de sus padres, los órganos internos tienen muchas posibilidades de funcionar mejor, siendo menos propensos a las infecciones pues el masaje infantil ayuda a catalizar mejor.

Reseñamos algunas de las dolencias que, entre otras muchas, con un masaje apropiado a tiempo, pueden los padres ayudar a sus hijos a superarlas:

  • Infecciones pulmonares.
  • Dolores de oído y muelas.
  • Irritaciones de garganta.
  • Diarreas.
  • Estreñimientos.
  • Gripes y enfriamientos.
  • Torceduras y esguinces, etc.

Si la enfermedad del niño es muy grave y tiene que someterse a un tratamiento médico especial, la aplicación de masajes también le será beneficiosa, evitando aumentar la ansiedad de los padres al permitirles aportar una terapia complementaria.

Para ello, es importante que los padres sepan presionar los puntos de dolor del órgano aquejado, lo que le permitirá recibir una mejor circulación, funcionado mucho mejor y contribuyendo así a su autorrecuperación.

Muchos niños que han tenido problemas desde su infancia, en especial los relacionados con las capacidades receptivas, como son el tacto, el grosor o la profundidad, al seguir un programa regular de masajes han superado las deficiencias e incluso se podría aceptar la posibilidad de un aumento de su coeficiente intelectual.

Powered by WordPress. Designed by WooThemes